Taller de XML-TEI (Text Encoding Initiative) aplicado al estudio de la poesía medieval castellana.

 

 

Esta tarde, en horario de 16:00 a 20:00 horas, ha tenido lugar en el Edificio de CC. Económicas y Empresariales de la UNED, el Seminario-Taller de XML-TEI aplicado al estudio de la poesía medieval castellana, dirigido y organizado por las doctoras Elena González-Blanco y Clara Martínez Cantón.

En él se ha tratado el tema de las Humanidades Digitales y la poesía medieval, así como  de ReMetCa, el repertorio Digital de Métrica Medieval Castellana.

http://www.remetca.uned.es/index.php?lang=es

También se han llevado a cabo varios casos prácticos, utilizando para ello el lenguaje de marcado XML-TEI.

Para las personas interesadas y que no hayan podido acudir al seminario, recordar que las sesiones serán grabadas y retransmitidas a través de Canal Uned en el siguiente enlace:

https://canal.uned.es/serial/index/id/1421

 

 

 

 

El enlace a la web de ReMetCa donde se ha puesto todo el material:

http://www.remetca.uned.es/index.php?option=com_content&view=article&id=130:taller-de-xml-tei-text-encoding-initiative-aplicado-al-estudio-de-la-poesia-medieval-castellana&catid=89&Itemid=515&lang=es

 

 

Contacto:

Elena González-Blanco: egonzalezblanco@flog.uned.es

Clara I. Martínez Cantón: cimartinez@flog.uned.es

 

Experto Humanidades digitales

Según la American Council of Learned Societies en un informe sobre ciberinfraestructuras, se centraba en analizar las propuestas que parten de las Humanidades digitales que nacieron bajo el nombre de Humanities computing y que terminaron por denominarse Digital humanities. La Digital Social Science está transformando las CC. Sociales y viene para quedarse. Esta idea se basa en tres pilares fundamentales:

TRANSDISCIPLINAREIDAD + CREATIVIDAD+ TECNOLOGÍA

Lo que redefine las comunidades de investigación y los límites del conocimiento. El currículum de las Humanidades digitales, según Culture Plex Lab, debe reunir las siguientes características, para que genere cierto impacto social y académico:

  • Alfabetización digital de alto nivel
  • Programación
  • Creatividad
  • Gestión de proyectos
  • Social media

El título propio que ofrece la UNED es pionero, con respecto a otros programas similares que tienen un contenido y perfil anglófonos y reúne todas las cualidades requeridas para actualizar el concepto clásico de las Humanidades. No hay que olvidar que la cultura digital demanda: 1) acceso, manipulación e interacción con los contenidos, 2) transformación mediante herramientas tecnológicas, 3) comunicación a la sociedad.

Desde esta página, podéis consultar las condiciones de matrícula y el programa desde este link.

Día de las Humanidades Digitales

LINHDpantallavideo

Ya llevamos casi un año trabajando en el Laboratorio de Innovación en Humanidades Digitales (LINHD) y nada mejor que el Día de las Humanidades Digitales para invitaros a conocernos más y a colaborar en nuestros proyectos.

Decidimos crear el Laboratorio para contribuir al desarrollo de las Humanidades Digitales en España mediante la creación de un espacio de investigación, innovación, desarrollo tecnológico y difusión en un entorno virtual accesible y amigable. La idea es facilitar el trabajo y la colaboración a los investigadores, profesionales e interesados en la aplicación de las herramientas tecnológicas para las humanidades sin necesidad de contar con amplios conocimientos tecnológicos.

Os contamos que hemos hecho en estos meses y qué vamos a hacer en los siguientes:

La inauguración o puesta en marcha definitiva fue el 30 de abril con la celebración conjunta del ThatcampUNED, en el que se expusieron diferentes aspectos de las Humanidades Digitales, y algunos de los proyectos que se desarrollan dentro de UNED como UNEDATA,  el proyectos de datos abiertos de la UNED, el dibujante ingeniero al servicio de la monarquía Hispánica S. XVI y XVII, el proyecto ATLAS cuyo objetivo es la mejora de la enseñanza del inglés en la educación a distancia, o REMETCA proyecto sobre métrica digital de la poesía medieval castellana.

Otra de nuestras actividades que contó con gran acogida fue el Curso de Verano de Humanidades Digitales, de 30 horas lectivas, que tuvo lugar del 23 al 27 de junio. Durante las ponencias se profundizó en la edición de textos, en los conceptos teóricos y prácticos de visualización y la usabilidad, para ello se expusieron varios ejemplos de proyectos artísticos y culturales. Este curso conto con más de 150 alumnos entre asistentes en las aulas y virtuales.

Por otro lado, desde LINHD estamos realizando continuamente acciones de difusión de las actividades mediante conferencias, charlas y los canales de las redes sociales. Un ejemplo reciente, es la intervención de Elena González Blanco, en el Encuentro Big Data en los Estudios de Humanidades.

Y nuestra comunicación permanente a través de los canales de las redes sociales, Twitter, Facebook, Google+,  LinkedinCanal Youtube, tratamos de brindar contenidos relevantes a nuestros seguidores sobre humanidades digitales. Este análisis de Twitter da cuenta de que los tuits suministrados por LINHD, en un 88% adjunta un enlace y un 41% de ellos son retuiteados.

Captura de pantalla 2014-10-13 a las 14.41.43

Curso de Formacion

Crónica del curso de verano, por Claudia Sofía Melo

La Filosofía en el contexto digital: síntesis de las conferencias presentadas en el curso de verano “Humanidades Digitales”.

Por: Claudia Sofía Melo Rodríguez

Bogotá Colombia.

 

Aclaración preliminar:

El texto que presento a continuación busca hacer una reflexión en torno a la importancia que tiene para mí como profesora de filosofía, lo visto en el curso “Introducción a las Humanidades Digitales”. Por esta razón, el seguimiento a las ponencias no es cronológico, ni tampoco una memoria de cada una de ellas, sino la recopilación de los elementos y conceptos proporcionados en ellas como sostén de este escrito.

 

banner_cursoDeVerano_1903

 

La importancia de las nuevas tecnologías y de su conocimiento para los profesionales en humanidades no se puede desconocer, la filosofía no está por fuera de esta realidad. A menudo, los profesores de esta disciplina nos sentimos fuera de lugar en una época tecnológica como la actual y reaccionamos con un falso rechazo a las nuevas tecnologías. Sin embargo, nos guste o no, el peso que estas herramientas tienen en el mundo actual es un hecho es la forma en que la mayoría de los ciudadanos del siglo XXI se comunican, aprenden, investigan.

Dicto clase de ética a estudiantes de Ciencia de la Información – Bibliotecología y al igual que muchos docentes, me quejo de la falta de lectura y compromiso de algunos estudiantes; todos utilizan el Iphone, el Ipad, las redes sociales, etc., sin embargo, su uso en muchos de los casos, no va más allá de algo lúdico, o netamente operativo: hacer una tarea, buscar en Google y copiar la información que allí se encuentra. Esto me ha llevado a preguntarme qué responsabilidad tengo como profesora en el acercamiento de los alumnos al conocimiento, al pensamiento crítico y a la investigación con miras más allá de una calificación.

Por esto decidí acceder a un discurso absolutamente nuevo y alejado de mí como es el de la tecnología y en este sentido el curso de verano sobre humanidades digitales me ha brindado muchos elementos para comenzar a enriquecer mi trabajo como docente, como filósofa y como investigadora, así como me hizo consciente de los desafíos que los docentes de humanidades enfrentamos en la era digital.

Desde siempre la filosofía ha estado inserta en el mundo y sus preguntas han surgido de las necesidades, problemas y discursos de cada momento histórico. La época actual genera demasiados interrogantes a la filosofía, no sólo sobre la comunicación, el mundo digital, sus implicaciones, sino sobre la filosofía misma y sus retos en un mundo virtual, su interacción con otros discursos y el trabajo del filósofo mismo, pues éste ya no puede ser un trabajo individual, solitario, sino como se plantea en la conferencia de Elena González-Blanco y Gimena del Río sobre “¿Qué son las humanidades digitales”, debe ser un trabajo colaborativo, no sólo con los pares de su área, sino con antropólogos, informáticos, ingenieros, etc., pues es un hecho que la realidad física y social es mucho más compleja y dinámica de lo que se creía anteriormente y una única mirada, un único discurso no son suficientes para aprehenderla.

El mundo actual exige de los profesionales y obviamente del filósofo llevar a cabo una hermenéutica del mismo, una lectura e interpretación de las necesidades y perspectivas de los jóvenes y de los individuos en general, pero ésta no es posible si no se reconocen las distintas fuentes de información y sus distintos discursos. El documento ya no es sólo el texto escrito o el libro, es la imagen, la oralidad, en fin, la realidad en su totalidad y por lo mismo debemos preguntarnos por su sentido y significado para el individuo actual.

Este cambio también significa un giro en los procesos de aprendizaje y enseñanza, en la relación del profesor con el alumno y en los mecanismos para facilitar el aprendizaje del sujeto, pues no podemos quedarnos únicamente con la referencia textual cuando los estudiantes están más impactados en muchos casos por la imagen; no podemos llevar a cabo una clase magistral dejando por fuera al alumno o reduciéndolo a ser simplemente espectador cuando las nuevas tecnologías lo invitan cada vez más a ser protagonista de su propio aprendizaje.

Bibliotecas Digitales

Bibliotecas Digitales

Todo esto lleva consigo una exigencia y es la de entrar en diálogo con las nuevas formas de comunicación. De esta manera, debemos conocer y apropiarnos de la cultura digital pues es en la que estamos insertos. Saber que la informática no es exclusividad de ingenieros, que las humanidades precisamente por su naturaleza requieren de las herramientas tecnológicas que la informática facilita para poder llevar a cabo esa estructuración y recuperación de información así como la construcción del conocimiento. La posibilidad de recuperar y hacer público el conocimiento de épocas pasadas y problemas actuales y llevarlos a los distintos públicos es democratizar y descentralizar el conocimiento, algo de lo que carece Colombia.

El trabajo realizado por el Padre Jesuita Roberto Busa con la obra de Santo Tomás o el de la UNED misma con su proyecto ReMetCa no sólo permiten observar que el nuevo lenguaje de la humanidad es el digital, sino que el mundo mismo se mueve en la cultura del hacer tal y como lo muestran Elena Blanco y Gimena del Río en la conferencia ya mencionada. Esta cultura del hacer implica participación, colaboración, inclusión, diálogo, pero también formación e información. En otras palabras, no podemos desentendernos y dividir el trabajo intelectual y académico entre los que piensan y los que hacen; esta mirada debe reavaluarse pues el filósofo y el humanista más allá de concebir las ideas deben ser capaces ellos mismos de organizarlas y estructurarlas de tal manera que puedan ser comunicadas a públicos distantes y heterogéneos a través de las nuevas tecnologías.

La edición digital, los formatos catalográficos como el MARC, ya no son exclusividad del bibliotecólogo, del editor, del programador, del profesional de la información, etc., son responsabilidad de todos aquellos que desean expresar y pensar la realidad social y humana, entre otras razones porque el conocer no sólo las herramientas y para qué sirven sino la trascendencia de, por ejemplo, sistemas integrados de gestión bibliotecaria como el sistema KOHA que permite generar datos en formato MARC 21 y exportarlos al formato MARCXML, entendiendo este sistema como herramienta fundamental para la elaboración de proyectos humanísticos y la utilización del contenido bibliotecario para los mismos, gracias a que se mantiene fiel al estándar TEI y al lenguaje XML – que como observamos en la conferencia de José Luis Rodríguez Gómez es un metalenguaje utilizado para el almacenamiento y procesamiento de textos en forma electrónica-, genera mayores oportunidades de difusión y construcción del conocimiento.

De la misma manera, el acercamiento a los blogging especializados y a los estándares internacionales como el Consorcio Text Encoding Initiative (TEI) – estándar de etiquetado de texto que por medio del lenguaje de marcado XML favorece la representación de textos digitales en Humanidades, Ciencias Sociales, Lingüística, etc., y fortalece el trabajo de las bibliotecas, museos e investigadores en general (Susanna Allés Torrent)-, facilita la difusión, el acceso equitativo a la información y al conocimiento, así como el desarrollo de la investigación y el fortalecimiento del pensamiento crítico.

Los blogging especializados por su parte, no deben ser confundidos con otras formas de blog, tales como los que se refieren a moda, o temas personales, pues los blogging especializados son un medio para que los investigadores se conecten y formen comunidades científicas; en los blogging especializados se discute y se presentan las investigaciones llevadas a cabo con el fin de acrecentar el conocimiento y fortalecer la comunidad científica en pro de la sociedad y del conocimiento. Un ejemplo de ello es Hipotheses, por medio del cual tendremos la oportunidad de estar siendo retroalimentados por pares, pues como es sabido estos blogging llevan a cabo todo un protocolo de selección y evaluación de la información que se va a publicar, lo cual nos exige tener claridad en lo que queremos presentar, lo que a su vez redunda en una investigación más profunda de lo que deseamos investigar. Sin embargo, la evaluación de nuestras publicaciones no se queda sólo en el concejo científico, sino que el espectador es un constante evaluador y se podría decir, coautor de los planteamientos publicados, pues está en constante interacción con el texto y las ideas del autor, así como con las de los demás comentaristas.

blogging

El ejercicio de pertenecer en un blogging como Hipotheses, es fundamental para el trabajo del filósofo, como se puede deducir de la presentación de Elena Azofra Sierra “El blogging especializado, un nuevo entorno para la investigación en Humanidades”, pues lo saca de su monólogo y lo lleva a compartir con otras disciplinas, con otros discursos que en últimas redundan en un fortalecimiento y enriquecimiento de su trabajo académico y personal. Pero sobre todo esto permite también asesorar y motivar a los estudiantes para que escriban e investiguen, lo cual les facilita su trabajo académico y su vida profesional, pues al llevar a la filosofía del más allá del aula y de los libros, al dejar de ver a la biblioteca como un depósito de libros y al hacer uso de todos estos recursos mencionados en los párrafos anteriores, así como el acercarnos a las bases de datos existentes para humanidades (Paloma Centenera Centenera), al software libre, a las revistas digitales de acceso libre, se facilitará la inserción del estudiante en elmundo académico, profesional y social generando un pensamiento crítico que no sólo es propio de los humanistas, sino que debe ser de toda la sociedad.

Por esta razón no se puede desconocer dentro del proceso de fortalecimiento de la investigación, el papel de la visualización de datos y en general de la visualización y análisis de la información, pues como planteé al principio, el documento no sólo es el texto escrito sino también la imagen y es un hecho que la mayor parte de los estudiantes se acercan más a lo visual que a lo escrito –sin pretender decir que lo visual reemplace lo escrito, sino que es igualmente necesario-. Por ello es importante en un primer momento conocer y reconocer la importancia de la informática para la gestión del conocimiento en humanidades, para su utilización, así como para su presentación. En un segundo momento se hace urgente el uso de las herramientas para tal fin como diagramas, histogramas, matrices o software como Tableau para el análisis visual de la información (Mariano Rincón Zamorano).

Debemos en un primer momento distinguir, como nos lo muestra Ana María Serrano en su conferencia “Recuperación Multimedia desde textos asociados” entre datos, información, conocimiento y sabiduría, en donde por Datos debe comprenderse entidades u objetos, por Información, el dato con significado, por Conocimiento, información sometida a procesamiento, por Sabiduría, la adición de nuevos conocimientos a la información estructurada y combinada, es decir, procesada. A partir de esa distinción es fundamental reconocer la necesidad de la indexación para la recuperación de la información estructurada y el conocimiento de las técnicas de fusión multimedia para mejorar la precisión de las búsquedas y recuperación de ésta.

Por otro lado, se hace necesario observar el carácter complejo de la visualización de la información tal y como lo expresa Eva Moraga Guerrero en su charla “Arte y visualización de la información: uniones, intersecciones, tangencias”, pues no es simplemente un medio de presentación y accesibilidad a la información, al dato, sino que abre la puerta a la reflexión y permite cuestionarnos y cuestionar la información misma; por este motivo la relación entre arte y visualización es fundamental ya que hace manifiesto el carácter doble de la visualización: como forma de acceso al dato y a la vez como pregunta y cuestionamiento. Para llegar a ello es necesario por supuesto un proceso de entendimiento de la imagen, es decir una vez más, la formación en esta clase de discurso para poder comprender su sentido y hacer de él algo relevante en nuestros procesos de conocimiento.

Con fines a una mayor divulgación y accesibilidad al conocimiento, podemos aceptar la invitación que la ponente Luisa Diez Platas nos hace en su charla “Metamorfosis Digital: diseño Web para la gestión de contenidos de un proyecto de humanidades” a participar de los proyectos web para humanidades; sin embargo para hacer parte de este tipo de iniciativas indispensables en la construcción de saberes debemos poder elaborar un proyecto de esta índole, lo que implica seguir con nuestro compromiso de formación constante, en donde la familiaridad con las bases de datos, la claridad en la metodología a seguir, la visualización de la información de una manera óptima y su eficiencia y facilidad de acceso y de mantenimiento resultan fundamentales.

Es importante resaltar que si queremos cerrar la brecha no sólo digital sino también cultural y social, es imperativo empezar por reconocer las diferencias tanto ideológicas, culturales, de género, como las diferencias cognitivas y físicas; el conferencista Alejandro Rodríguez Ascaso en su conferencia “La interacción con el usuario y la accesibilidad digital” nos pone al frente de la realidad de muchas personas consideradas de forma equívoca como discapacitados. Lo primero frente a esta situación es cambiar el nombre de discapacidad, el cual es excluyente y peyorativo, por el de diversidad funcional; lo segundo es reconocer que las sociedades actuales han creado un mundo en donde se tiene en cuenta más que todo una pequeña mayoría y se deja por fuera a las grandes minorías. Estas grandes minorías se ven a menudo excluidas de servicios básicos por no pertenecer al primer grupo. El conocimiento y la educación son grandes campos en donde estas diferencias se hacen muy presentes. El estar informados y el poder involucrar las herramientas y programas que se han desarrollado para llevar información a individuos en este caso con diversidad funcional, es un granito de arena en la construcción de una sociedad más justa y equitativa. Recursos tales como audio libros, audio con texto sincronizado, son ejemplos entre otros de los apoyos con los que contamos para enriquecer social y éticamente nuestro trabajo como humanistas y en mi caso como filósofa y docente.

mesa redonda

Mesa redonda “Estado actual y perspectivas de futuro de las HD”.

Todos los elementos vistos en el curso de verano “Humanidades Digitales” incluyendo aquéllos que por extensión del escrito no alcanzo sino a mencionar, han abierto un panorama distinto en mi desarrollo profesional. Por un lado el reconocimiento del mundo digital como la realidad en la que se debe mover el humanista, el filósofo; por otro, la necesidad como docente de involucrarme en este nuevo mundo como forma de generar espacios participativos y con sentido a los estudiantes; y finalmente para ser parte de la respuesta a ese mundo inmediato al que los conferencistas en la mesa redonda de la última sesión hicieron referencia, a ese mundo de tecnología y conocimiento aún no accesible para todos los individuos.

 

 

Curso de verano en Humanidades Digitales, ¡últimas plazas! comienza la cuenta atrás…

La semana próxima se celebrará en Madrid, en la UNED el curso de verano “Introducción a las Humanidades Digitales” – “DH@Madrid Summer School”. Se podrá seguir presencialmente u online, en directo y en diferido por vídeo y campus virtual hasta el día 7 de julio. El curso ofrece descuentos para miembros de las asociaciones de Humanidades Digitales y Amigos de los Museos, además de precios especiales para estudiantes de cualquier universidad.

Animamos a inscribirse a todo aquel que tenga interés en conocer con un poco más de detalle las tendencias y los fundamentos de las Humanidades Digitales, ¡últimas plazas disponibles!

Más información en www.uned.es/dhmadridsummerschool

Os dejo aquí un programa de radio que hemos preparado específicamente para hablar del contenido del curso y su estructura. Intervienen la Directora del Curso y Directora Académica de LINHD, Elena González-Blanco y la Subdirectora del Curso, María Elena Azofra Sierra.

 

I Jornadas Nacionales de Humanidades Digitales de la AAHD. Culturas, Tecnologías, Saberes

Las I

La Asociación Argentina de Humanidades Digitales (AAHD) invita a investigadores, profesores, estudiantes e interesados a participar de las I Jornadas Nacionales de Humanidades Digitales: Culturas, Tecnologías, Saberes, que se celebrarán en la ciudad de Buenos Aires, Argentina, del 17 al 19 de noviembre de 2014, en el Centro Cultural General San Martín. Las Jornadas contarán con la presencia de destacados especialistas en plenarias, paneles y talleres presenciales o en formato videoconferencia y podrán seguirse por streaming.

Os invitamos a participar de modo presencial o virtual. Aquí, la primera circular de las Jornadas. Más información en: http://aahd.com.ar/

 

 

El Congreso propone debatir sobre el concepto de Humanidades Digitales desde un lugar de cruce entre la teoría y la práctica, y desde la pluralidad y la interdisciplinariedad. Con ese propósito se plantea indagar en las particularidades de las culturas, tecnologías y saberes que las atraviesan.  Jornadas Nacionales de Humanidades Digitales, Culturas, Tecnologías, Saberes, del 17 al 19 de noviembre en el Centro Cultural General San Martín, organizadas por la AAHD

Curso de Formacion

Escuela de verano en Humanidades Digitales – ¡Abierto el plazo de inscripción!

Ya está abierto el plazo para matricularse en el curso de Verano “Introducción a las Humanidades Digitales / DH@Madrid summer school” (LINHD/UNED), que se celebrará en el salón de actos de la Facultad de Ciencias Económicas y Empresariales de la UNED, en Madrid, los días 23 a 27 de junio. El curso se alinea con los ofertados por las escuelas de verano más prestigiosas en HD, como las de las universidades de Oxford, Leipzig, Göttingen, Victoria o Maryland (MITH).

La formación consta de 35 horas lectivas y está estructurada en cinco bloques temáticos: 1) Introducción a las Humanidades Digitales; 2) Edición digital de textos; 3) Almacenamiento y gestión de contenidos digitales; 4) Visualización y distribución de contenidos en internet y tratamiento de imágenes digitales; 5) Datos enlazados y web semántica: nuevas perspectivas de las Humanidades Digitales. Estos contenidos están distribuidos en doce ponencias impartidas por expertos en investigación académica en los ámbitos de la Informática y de las Humanidades, que cuentan con una amplia experiencia en el desarrollo de proyectos de investigación en Humanidades Digitales.

Los principales destinatarios del curso de verano son profesores, investigadores, estudiantes y profesionales, especialmente archiveros, bibliotecarios o conservadores de museos, que trabajen o investiguen en cualquier disciplina humanística, interesados en aumentar sus competencias digitales e implementar sus proyectos de investigación o el trabajo que desarrollan. No es necesario cumplir con ningún requisito académico para matricularse en nuestro curso, de modo que cualquier persona interesada por conocer las Humanidades Digitales y por acercarse a un tipo de trabajo novedoso, interdisciplinar, a pesar de no encontrarse en los grupos anteriores, sin duda hallará su lugar también aquí. El curso de verano “Introducción a las Humanidades Digitales / DH@Madrid summer school” es una excelente oportunidad para entrar en contacto con las Humanidades Digitales y poder tomar conciencia de las posibilidades de desarrollo y de actualización que existen para proyectos de humanidades, a lo largo de una intensa semana repleta de discusión, intercambio y aprendizaje de nuevas ideas, herramientas y métodos en torno a las Humanidades Digitales en un agradable clima universitario.

La formación se ofrece en dos modalidades: presencial y online. Para la modalidad online el participante contará con los vídeos de todas las sesiones, emitidos en directo y grabados, por lo que el curso podrá ser seguido en directo o en diferido. Si el participante opta por seguir el curso en diferido, podrá hacer uso del campus virtual de la UNED puesto a disposición de los alumnos. En este caso, se deberá enviar una pequeña memoria a final de curso para justificar el seguimiento virtual, para cuya presentación se dispondrá del plazo de una semana (hasta el 6 de julio), para completarlo. Además, la plataforma de la UNED dispondrá un servicio de consultas en tiempo real para facilitar la interacción a distancia durante las conferencias, de modo que estas intervenciones puedan alternarse con las que se produzcan en la sala de conferencias. La UNED concederá un certificado de asistencia a los participantes matriculados en el curso que hayan acreditado su asistencia mediante firma en el caso presencial o mediante trabajo en el caso virtual.

Queremos hacer hincapié en la opción de participar personalmente en el curso, pues de este modo los participantes tienen la oportunidad de discutir, compartir e intercambiar ideas personalmente acogidos por un clima universitario creativo y agradable que, al mismo tiempo, permite la formación y afianzamiento de redes de trabajo. Si se opta por participar personalmente en el curso, la organización brinda, además, actividades extra de tipo social, entre las que se planea una visita guiada al Museo del Traje, una joya madrileña del patrimonio cultural español que, además de ser un importante centros de investigación, atesora valiosas colecciones.

Madrid ofrece una amplísima variedad de alojamientos adecuados para cada tipo de visitante. En la página del curso hemos seleccionado algunos hoteles asequibles cercanos a la UNED; sin embargo, la ciudad brinda muchísimas otras opciones de alojamiento.

Por último, recordamos que los miembros de a las asociaciones HD (EADH, HDH, AM, REDHD, AAHD) obtendrán un descuento en la matrícula de 10 euros. También tienen grandes descuentos los estudiantes, de la UNED y de otras universidades.

¡Aprovecha esta oportunidad! ¡Por fin formación en Humanidades Digitales en español!

Más información aquí.

Nuevo programa de radio de presentación de LINHD

Hace ya un par de semanas, el equipo de LINHD grabó un programa de radio presentando la iniciativa y resumiendo sus principales sistemas de funcionamiento. Aquí os lo dejamos. Intervinieron Elena González-Blanco, Directora Académica de LINHD, Rafael Martínez Tomás, Director de la Escuela de Informática de la UNED y Mariano Rincón Zamorano, Subdirector de la Escuela de Informática de la UNED. ¡Que lo disfrutéis!

 http://www.canal.uned.es/mmobj/index/id/19611

HD y latín medieval

¡El espíritu de las Humanidades Digitales llegó también al latín medieval! La explicación se halla en un grupo de investigadores encargados de transformar los trabajos lexicográficos en papel en versiones digitales y plantear el desarrollo de los mismos desde una perspectiva digital.

Los que nos dedicamos a la lexicografía medieval sabemos de sobra su larga y fecunda historia, pero quizás no carezca de interés el recordar que desde hace ya casi medio siglo existe una red a nivel europeo de diccionarios de latín medieval, bajo los auspicios de la Union Académique International; entre ellos se hallan los diccionarios nacionales (Alemania, Catalunya, Dinamarca, Finlandia, Gran Bretaña, Hungría, Irlanda, Italia, Polonia, República Checa, etc.) y un diccionario paneuropeo conocido como el Novum Glossarium Mediæ Latinitatis, con sede en París.

Pues bien, en la actualidad esta red de diccionarios de latín medieval es un verdadero network que se ha propuesto como objetivo ampliar su presencia en la red y transformar sus trabajos lexicográficos en soporte digital. Para ello, y gracias a un proyecto europeo COST, llamado Medioevo Europeo, desde hace un año se han realizado diferentes iniciativas relacionadas con el tratamiento y la interconexión entre los corpora y los diccionarios y sobre marcado TEI, estándar elegido por prácticamente todos los diccionarios en línea (Francia, Alemania, Polonia, Catalunya).

Nuestra última propuesta ha sido una Escuela de Verano que ha tenido una respuesta mucho mayor a la esperada. Esta formación pretende ofrecer a los estudiantes una base técnica para el manejo de herramientas de análisis de corpora, de anotación, de estadística y de alguna de las posibilidades que ofrece la web semántica en el ámbito de los estudios medievales. Los docentes son investigadores del IRHT-CNRS, de la IJP – PAN de Cracovia, de la Universidad de Lyon, de la misma UNED, entre otros. Los organizadores locales pertenecen a la Institució Milá y Fontanals – CSIC de Barcelona y el evento tendrá lugar en septiembre de este año en el Seminario diocesano de Ciutadella de Menorca (Islas Baleares), donde contamos con la valiosa ayuda del Institut Menorquí d’Estudis.

Esperamos al finalizar poder difundir los materiales y haceros partícipes de esta experiencia.

Mucho más que un gestor bibliográfico

En el clásico trabajo de Vannevar Bush As We May Think el visionario investigador del MIT constataba que mientras las publicaciones científicas aumentaban a un ritmo vertiginoso nuestros medios para explorarlas habían quedado anclados en un pasado remoto ajeno a los avances tecnológicos. Zotero es un gestor bibliográfico que haría las delicias del ideólogo del Memex porque permite recopilar referencias de manera fácil y cómoda. La herramienta fue lanzada en 2006 por el Roy Rosenzweig Center for History and New Media y a fecha de hoy siguen siendo completamente gratuita y libre a diferencia de su principal competidor, Mendeley, comprado en 2013 por Elsevier.

Entre las muchas funciones que presenta Zotero destacan las siguientes:

  • se puede integrar a navegadores como Mozilla mediante una extensión (otros navegadores requieren Standalone);
  • el contenido se sincroniza automáticamente y por tanto puede utilizarse en distintos ordenadores;
  • asiste durante el proceso de escritura de artículos mediante la automatización de las citas, las notas a pie de página y la creación de bibliografías en multitud de estilos (APA, MLA, Vancouver, etc.).

Si quieres utilizar Zotero lo primero que debes hacer es crearte una cuenta de usuario. Aunque se puede trabajar en línea accediendo a la cuenta personal, es recomendable bajarse el plug-in para tu navegador; de esta manera cada vez que encuentres una página web interesante clicando sobre el icono que aparece en la barra del navegador podrás incorporarla a tu biblioteca:

Zotero1

Si clicas en el logotipo situado en la parte inferior, el navegador se divide en dos y puedes acceder simultáneamente a la web que estás visitando y al contenido alojado en tu biblioteca:

Zotero2

Zotero ofrece numerosas funcionalidades como clasificar por carpetas, etiquetar documentos, tomar notas y capturas de pantalla, realizar búsquedas, ordenar por vistas (autor, año, título, etc.) e incluso crear una cronología interactiva. Además, es una excelente herramienta para colaborar con otras personas. Por tanto, por un lado, tienes tu biblioteca personal a la que solo tú accedes en privado; por el otro, como si fuera una red social, puedes seguir a otros investigadores y unirte a grupos como el de Humanidades Digitales; o crear uno propio con el objetivo de recopilar, guardar y organizar referencias bibliográficas de manera pública.

Si tienes alguna duda, puedes consultar la documentación o preguntar en los foros. En Internet encontrarás muchos recursos y materiales pero recomiendo especialmente éste adaptado por Paige Morgan para DDH.

En fin, Zotero es mucho más que un gestor bibliográfico: es un remedio contra el olvido y un estímulo para el descubrimiento.